Home/Blog/Proyecto sentido, el inicio de mi vida

Proyecto sentido, el inicio de mi vida

¿Qué es un proyecto? Deseo, planificación y actividades para alcanzar un objetivo.

¿Qué es un sentido? Es el significado, la razón de ser o la finalidad de ese proyecto.

El proyecto sentido es un concepto introducido por Mark Fréchet gracias a su historia personal. Su madre lo concibe a finales de la Segunda Guerra Mundial; había hecho cosas turbias e iba a ser juzgada y encarcelada. Así que, los padres de Marc deciden que si ella está embarazada el jurado quizá sea más indulgente y sus condiciones en prisión serían mejores.

Marc es concebido con la idea de “evitar” o “hacer menos dura” la estancia de su madre en la cárcel. Todos estos hechos formaron el proyecto sentido y condicionaron su vida.

En toda creación partimos de un proyecto que existe en idea o en pensamiento, en concepto, luego pasará a la fase material y cuando exista solo podrá expresar el sentido del proyecto por el cuál ha sido creado.

Un hijo es un proyecto paterno y materno y ambos proyectos le dan el sentido a su vida y la condicionan. Retomando el caso de Marc, veremos que su profesión se relaciona con el sentido, ya que se dedica a rehabilitar personas con Esclerosis Múltiple, que están “encarceladas” en sus cuerpos y la mayoría de sus pacientes son mujeres.

Entonces la pregunta clave es ¿Para qué fui concebido?

Para revisar el proyecto sentido de una persona es necesario investigar acontecimientos, sucesos y eventos ocurridos desde 9 meses antes de la concepción, los 9 de embarazo y los primeros 9 de vida. Hay algunas corrientes teóricas que sugieren hasta los 3 años de vida, yo en lo personal he visto que hasta los 9 meses de vida es suficiente información para poder obtener un buen trabajo y conocer el proyecto sentido del paciente.

Todas las vivencias de mamá y papá se quedan grabadas en el espermatozoide y en el óvulo, así que en la fecundación se mezclan los programas y los proyectos de ambos. Durante el parto también se hacen programaciones, dependiendo las circunstancias que se presenten durante el mismo. A este nuevo ser le proyectamos nuestra historia, deseos e incluso temores y miedos.

Por parte de la madre, la aportación se hace por medio de los ovocitos que se formaron cuando esa madre estaba en el vientre de su madre, así que la información del clan femenino es más fuerte y determinante en la herencia inconsciente de programas y proyectos. En cambio, los espermatozoides maduran en la adolescencia, así que la información que se graba es más actual, del momento, pero también lleva mucha influencia de su madre, o sea la abuela paterna de ese ser.

Aspectos a tomar en cuenta para hacer una investigación sobre el proyecto sentido:

¿Qué sucedió en la vida de nuestros padres los 9 meses antes, el embarazo y los siguientes 9 meses?

Muertes, accidentes, robos, fraudes, asesinatos, abortos anteriores, situación económica, situación sentimental, tipo de relación de pareja de los padres, identidad sexual, número de hijo, lugar de residencia y condiciones culturales de ese lugar.

 

El proyecto sentido se expresa de 3 maneras:

-Repetición

-Oposición

-Reparación o compensación

 

1.- Proyecto sentido intencional y explícito. “Yo quiero que mi hijo sea ______”

2.- Proyecto sentido de acontecimientos naturales. “Niño accidente”, “alojamiento inestable”

3.- Proyecto Sentido de acontecimiento de urgencia. Drama o muerte a reparar

4.- Proyecto sentido y tipo de parto.

5.- Proyecto sentido implícito o secreto. “niño pegamento”

6.- Proyecto sentido transgeneracional inconsciente y relacionado con la historia familiar

 

Tipos de proyecto sentido

-Hijo de sustitución

-Niño síntoma

-Niño bote de basura

-Hijo de apoyo

-Parentalización

-Bastón para la vejez

-Hijo de consuelo, niño payaso

-Niño inexistente

-Niño pegamento

-Niño esclavo

 

Si quieres saber más acerca del proyecto sentido y como beneficiarte de él, no dudes en comunicarte. Lic. Laura Sánchez  cel. 4442080453 (whatsapp)

 

By | 2017-08-02T13:24:28+00:00 agosto 2nd, 2017|Blog|0 comentarios

Deja un comentario